Dirección General: Jesús Rivera Zúñiga

Tiempos de Guerra

Por Chano Rangel


¡La marcha de la austeridad!

 

El berrinche que aún guarda en el hígado el Presidente López Obrador, va más allá de política pública conocida; ningún mandatario en su sano juicios, incluso ningún gobernador, diputado, senador o alcalde, había organizado una marcha para darse el auto apoyó.

 

Pero claro hablamos de sanos juicios pero en este caso, no es así, el presidente está enojado, herido en su orgullo propio, le quitaron la patente de la organización de marchas y plantones, le quitaron su mayor logro en su carrera política, por eso está empecinado en hacer una marcha, encabezada por el, para apoyarse a el mismo.

 

Sin embargo quien presume austeridad, no es austero, quien presume honestidad no lo es, y quien presume de no mentir, resulta caer en sus propias mentiras, la 4T, con ese blindaje de austeridad ha caído al piso, alcaldes, gobernadores morenistas, ya alistan sus ejércitos de acarreados para llenar primeramente el ego herido del presidente y posteriormente el zócalo capitalino.

 

Sin duda en una ciudad con una población con 23 millones de habitantes, incluyendo la zona conurbada, no es nada difícil, no es nada difícil juntar 200 mil acarreados de apoyos sociales, que en la capital y Estado de México, son millones de habitantes con estos subsidios económicos; esto equivaldría solo al 0.86 % de la población, y con eso muy seguramente el lunes próximo a la marcha alardeara de haber visto satisfecho su ego herido el mandatario.

 

Pero ya lo hemos escrito en otras columnas, esta marcha no será genuina, no será gratis (pro supuesto que no) y no será con una causa, si no por un enojo y ego presidencial, además los gobernador y alcaldes, que movilizaran a sus ciudadanos, usaran recursos públicos, claro que de su bolsa no aportaran ningún centavo, y además claro de la amenaza de perder las dadivas del gobierno de la trasformación.

Así sin importar que sufran y se lastimen, veremos a los adultos mayores de la Ciudad de México y la zona conurbada marchar, la mayoría con la amenaza de perder los programas sociales a los que por ley tienen derecho.

 

La austeridad republicana, aplica solo para los adversarios, para el pueblo bueno y sabio, para cumplir caprichos y comprar toallas estilo Bartlett, ahí la economía no importa, el ego es lo relevante. Por eso la marcha carece de un fin, de una causa, solo concebida en la mente de un autócrata, que visto pisoteado su orgullo y rijosidad, esa que durante 30 años demostró ser el amo y señor, donde lo mismo se quemaba un pozo petrolero, que se bloqueaba Paseo de la Reforma en la Ciudad de México, y porque no cerrar carreteras federales, pero ya con el poder en mano, las máscaras empiezan a caer.

 

La marcha de AMLO, a favor de AMLO, será peor y más costosa que la encuesta de revocación de mandato, costara mucho dinero, y no tendrá ningún argumento legal, político, solo será un sacia egos. Es cuánto.

 

De Aquello y lo demás…

 

El próximo 28 de noviembre el gobernador del Estado Américo Villarreal Anaya, rendirá honores al lábaro patrio en los campos de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, máxima casa de estudios del estado.

 

La sede, será el Centro Universitario de la capital tamaulipeca, en la nueva plazoleta y Asta Bandera, ahí frente al Gimnasio Multidisciplinario de la universidad. Ahí estarán presentes personal administrativo, académico y por supuesto el máximo dirigente de la universidad, el rector Guillermo Mendoza Cavazos, quien tendrá la bienvenida al gobernador de la entidad.

 

Sin lugar a dudas estas acciones son muestras de apoyo del buen entendimiento entre el organismo autónomo y el gobierno del estado, mostrando una madurez política y de respeto institucional.

 

chanorangel@live.com.mx

Compartir en Redes Sociales